Los hashtags o etiquetas se han convertido, desde el nacimiento de Twitter, en una herramienta indispensable en las redes sociales. Se compone de una almohadilla (#) seguido de una palabra clave y entre sus funciones permite informar sobre un acontecimiento, seguir una conversación, comentar un evento, entre otras cosas. Si bien su objetivo principal es organizar las publicaciones compartidas por los usuarios, en cada plataforma cumple una labor determinada. A continuación, te explicamos cuáles son.

  • En Twitter ordena los contenidos en categorías.
  • En Instagram permite crear comunidades y promover contenidos.
  • En Google+ clasifica los contenidos.
  • En Tumblr categoriza los intereses de los usuarios.
  • En Facebook sirven para enlazar a un tema específico y encontrar, de forma sencilla, temas vinculados con la palabra.
  • En Pinterest se utilizan para vincular temas.

Además de tener en cuenta la función de los hashtags según la red social, es importante emplearlos de la forma correcta. Y es que, su buen uso le otorga mayor visibilidad a los perfiles personales y a los corporativos. Para ello, debes emplear las siguientes recomendaciones:

  • Los hashtags deben ser memorables y relevantes para la publicación.
  • Deben ser simples, breves y fáciles de recordar.
  • Crea etiquetas personalizadas.
  • Tienen que ser específicos, pero descriptivos.
  • Deben estar actualizados para generar más ‘likes’ en la publicación. Para ello, es recomendable revisar los temas en tendencia.
  • Utiliza más de una etiqueta para llegar a más comunidades. Sin embargo, no abuses de ellos.
  • Coloca la primera letra de cada palabra en mayúscula. Así, facilitarás su lectura. Por ejemplo, #ResponsabilidadSocial en vez de #responsabilidadsocial
  • No es necesario poner las etiquetas al final. Puedes intercalarlos al lo largo del texto.
¿Cómo utilizar correctamente los hashtags?
Total 1 Promedio 1