El ecosistema en Internet está cambiando y viendo cómo aparecen nuevas plataformas, nuevas formas de comunicación y nuevas formas de interacción y consumo de los contenidos. Una de estas nuevas formas de comunicación es el podcast, que ha llegado de la mano del aumento de la popularidad de la voz en el mundo digital.

Esta popularidad ha crecido gracias a la aparición de aplicaciones como el asistente inteligente Siri, Google Home o el servicio de voz de Amazon, Alexa. De hecho, según los datos de Edison Research, 1 de cada 6 personas en Estados Unidos ya cuenta con un asistente de voz.

En esta misma línea, el 44% de la población en Estados Unidos ha escuchado alguna vez un podcast y el 26% lo hace al menos una vez al mes. Además, los oyentes escuchan como mínimo el 80% de los episodios, algo impensable en cualquier otro formato, ya sea texto o vídeo. Es increíble que, en una sociedad de consumo tan rápido, donde todo es tan efímero, donde cuesta tanto captar la atención, este formato lo haga.

Por si fuera poco, los datos de Midroll (2019) revelan que el 63% de la audiencia que escucha podcasts hizo alguna compra basada en algo que el invitado había recomendado.

Partiendo de un escenario similar al de Estados Unidos en cuanto a tecnología, en el que los smartphones aumentan cada vez más su capacidad y disponen de Internet móvil de calidad, esta tendencia ha comenzado a introducirse en otros mercados, como el español.

El Estudio General de Medios ya mide la audiencia de podcasts en España: un 1,8% del consumo radiofónico actual, aunque otros informes, como el de Voxnest, una de las principales empresas estadounidenses dedicadas a las soluciones de podcasting, apuntan cifras más altas y sostienen que el mayor crecimiento de consumo de podcast del 2019 se ha dado en países de habla hispana.

Si acudimos a una fuente como Google Trends para comprobar si las búsquedas relacionadas con este concepto están en crecimiento, la respuesta es clara:

interes por el podcast

Desde 2004, año en que apareció el primer podcast en Estados Unidos y también en España gracias al primer podcaster en nuestro país, José Antonio Gelado, el interés por el podcast no para de aumentar.

Teniendo en cuenta estos datos tan positivos, todo parece indicar que la voz en general y el podcast en particular son tendencia. Aunque es todavía un fenómeno joven, puede ofrecer muy buenos resultados a las marcas en el ámbito del marketing digital.

Los podcasters ya llevan tiempo creyendo en su potencial y apuestan por este entorno, en parte también por la poca inversión que requiere y la fácil producción y difusión de contenidos, igual que en el caso del poderoso Youtube.

Las empresas, por su parte, podrían aprovechar esta tendencia y lanzarse a hacer sus propios podcasts para innovar y a la vez conseguir más audiencia e interacción. En definitiva, para mejorar sus resultados.

5/5 - (1 voto)