Una vez realizada la optimización de todos los factores internos, es necesario desarrollar una estrategia de adquisición de enlaces –linkbuilding- para conseguir más enlaces apropiados –relevantes, de calidad, con el texto ancla asociado correcto- que apunten hacia su sitio web.

¿Cómo conseguimos enlaces? Lo primero que debemos hacer es solicitárselos a todos nuestros conocidos y amigos. Parece obvio, pero hay quien no lo hace.

Después de eso, tenemos que lanzar una estrategia coherente de “linkbuilding” o lo que es lo mismo, de obtención de enlaces. Conseguiremos enlaces a través de directorios, algo que ha perdido fuerza pero todavía aporta si se hace correctamente. También generan enlaces artículos, entradas de blog, noticias, videos, aplicaciones, extensiones u otros contenidos que puedan servir como anzuelos de enlaces, “linkbait” en inglés, que se lanzan con la intención de que su distribución entre una gran cantidad de usuarios genere enlaces hacia nuestra página web. Igualmente debemos gestionar intercambios de enlaces, notas de prensa y comentarios en blogs. Y no nos olvidemos de las redes sociales, que además de enlaces generan señales relevantes para Google.

linkbuilding-seo

Cantidad y calidad

Además de la cantidad de enlaces, debemos ser conscientes de que la calidad también cuenta. Por un lado, los enlaces de mayor calidad nos pasarán más PageRank. Por otro lado, hay enlaces que transmiten autoridad, credibilidad, confianza, porque tienen un elevado TrustRank. Cuando recibimos un enlace de un sitio web con elevada reputación digital, esto nos transfiere a nosotros también parte de esa reputación positiva.

El texto-ancla es fundamental

Es fundamental prestar atención al texto asociado a esos enlaces, es decir, al texto-anclaAnchor Text en inglés- que es el texto visible en un enlace de una página web. Es aquel que nos encontramos generalmente en color azul y que se puede pinchar.

Google asociará una página web con el texto-ancla de los enlaces que esa página web recibe.

Por ejemplo, si ahora mismo buscamos en Google.es

Pulsa aquí

Aparece en posición destacada de los resultados la página web:

https://www.u-tad.com/event/cursos-gratuitos-programacion-videojuegos-diseno-personajes-diseno-digital/

Que es una página web de cursos gratuitos relacionados con la programación de videojuegos.

A priori, esa página web tiene escasa relevancia para la búsqueda, y no está optimizada, en ninguno de los criterios que hemos visto, para esa palabra clave.

¿Por qué está en primeras posiciones?

Porque muchas páginas web que enlazan hacia esa página web, y en esos enlaces dice “pulsa aquí”. Google procesa esos enlaces, y asocia la página con el texto de los mismos. Es lo que explica el concepto de “bombas Google”.

¿Qué es una bomba Google o Google bomb?

Es una acción concertada por un número de informáticos que permite colocar ciertas páginas web en los primeros lugares de los resultados de una búsqueda en Google utilizando una palabra clave determinada. Se consigue incluyendo enlaces a la página web objeto del “Google bomb” en el mayor número de páginas distintas posibles, de manera que el texto del enlace sea el criterio de búsqueda –palabra-clave- deseado.

Como tantas otras cosas inherentes a Google, la empresa afirma haber resuelto el problema en enero de 2007. Pero no es así. Hay bombas Google y las habrá, aunque sea ahora más complicado lograrlas.

Hay evidencia de muchas bombas de Google posteriores a enero de 2007. Entre las recientes, destacar que en julio de 2018 para la búsqueda «idiot» aparecían imágenes del actual Presidente de EEUU, Donald Trump. En noviembre de 2018 y agosto de 2019, para la búsqueda bhikhari (palabra que significa vagabundo en los idiomas Hindi y Urdu, aparecían imágenes del primer ministro de Paquistán, Imran Khan. En febrero de 2019, para la búsqueda “best toilet paper in the world” aparecía la bandera de Paquistán.

Vemos por tanto que por mucho que Google refine su algoritmo, hay elementos inherentes que no pueden cambiar. Las bombas siguen existiendo y existirán.

En la actualidad, Google puede detectar patrones ilógicos o antinaturales de textos ancla, si por ejemplo procesa repentinamente una gran cantidad de enlaces que tienen exactamente el mismo texto ancla.

Es necesario, por tanto, cuando estemos tratando de lograr enlaces hacia nuestra página web, que gestionemos correctamente los textos-ancla de dichos enlaces.

Ubicación del enlace dentro de la página

Por otro lado, es cada vez más importante la ubicación de un enlace dentro de una página web. No cuentan igual los enlaces situados en partes destacadas de una página web que los enlaces situados en la parte final, a pie de página.

Fases, plazos y escalas

Igualmente, Google analiza el factor tiempo en los incrementos de enlaces hacia un sitio web, de forma que sospechará –y penalizará- aquellas páginas web que reciban repentinamente una gran cantidad de enlaces. De esta manera trata de prevenir la compraventa masiva de enlaces. Además de que comprar enlaces está prohibido por Google, comprar un gran número de enlaces de golpe es una idea particularmente mala, porque es probable que Google lo detecte.

Si Google observa una disminución repentina del número de enlaces hacia un sitio web, sospechará que se trata de alguien que está jugando sucio, y actuará en consecuencia.

Edad de los enlaces

Otro factor importante es la edad de los enlaces. Los “spammers”, que son aquellos sitios web que quieren engañar a Google, crean una gran cantidad de páginas web y enlaces repentinos. Como consecuencia de ello, Google desconfía de las páginas web alojadas en sitios web nuevos –eso ya lo hemos visto- pero además también desconfía de los enlaces nuevos. Por el contrario, favorece los enlaces que tienen una antigüedad superior a un mes, especialmente aquellos que tienen más de seis meses.

Debemos evitar la práctica conocida como linkchurning –que se traduciría como revuelco o batido de enlaces- que consiste en hacer y deshacer enlaces automáticamente. De esa forma los enlaces no adquieren antigüedad, y por tanto no gustan a Google.

Distribución de Pagerank de los enlaces

Para lograr mejorar el posicionamiento en buscadores, es necesario además que los enlaces que recibe una página web obedezcan a un patrón de distribución de PageRank lógico. ¿Qué quiere esto decir? Pues que en Internet hay una distribución natural del PageRank entre las distintas páginas web. Por ejemplo, hay muchas más páginas web que tienen un PageRank de 0 o 1 que páginas web que tienen un PageRank de 2 o 3. Y así sucesivamente, habiendo muy pocas de 7, 8, 9 o 10. Si, por ejemplo, una página web recibe una gran cantidad de enlaces con elevado PageRank -5 en adelante-, y muy pocos desde páginas web de PageRank bajo, entonces es probable que los enlaces –o una parte considerable de ellos- hayan sido comprados. Google se “olerá este pastel”. Y le hará de todo menos gracia.

Es necesario, por tanto, generar enlaces que sigan una pauta lógica, desde el punto de vista del PageRank, y evitar generar un número excesivo de enlaces de PageRank elevado sin un contrapeso de enlaces de PageRank bajo.

Si queremos evaluar la conveniencia de conseguir un enlace desde una página web concreta hacia una de las nuestras, es conveniente varios factores, entre ellos, el PageRank de la página web donde estará el enlace hacia nuestra página web, el número de enlaces salientes de la página web que nos enlazaría, la autoridad y fiabilidad del sitio web principal de la página web desde donde enlazarán hacia nuestra página web, la relevancia que tengan el sitio web en general y el contenido específico de la página web que nos enlanzaría, respecto al tema de nuestra página web, la parte de la página donde aparecería el enlace hacia nuestra página web, la calidad de los enlaces próximos a ese lugar, y finalmente el texto contextual que estará vinculado con el enlace.

Para gestionar todo esto correctamente, sirve de ayuda las herramientas que usamos en Top Position, que indican la confianza y autoridad de cada página y dominio.

¿Cómo podemos ayudarle?

Si quiere ampliar la información o solicitar un presupuesto personalizado, póngase en contacto con nosotros.